viernes, 19 de agosto de 2016

LA DISCRIMINACIÓN, UN MAL ENDÉMICO ENTRE LOS SERES HUMANOS

(Este post es la respuesta que prometí dar una de nuestras dialogantes, comentando el anterior post, pero sólo teniendo en cuenta la "cultura occidental", porque la cultura oriental no la he estudiado. Como bien afirma nuestra dialogante, me será imposible dejar de reiterar conceptos ya expresados en anteriores post, que Uds. probablemente habrán leído).

La discriminación, abandono y eliminación de los individuos débiles entre los animales sociales, desde los grandes vertebrados hasta los insectos (elefantes y abejas p.e.) es un comportamiento constante y dicen los etólogos que resulta ser saludable para las especies a fin de preservar al grupo de los depredadores o de enfermedades que diezmarían la especie hasta la extinción. Hay excepciones entre los que acostumbramos a ver como íconos de la bondad y los considerados como crueles (cetáceos en el primer caso y los lobos en el segundo); estas especies defienden a los débiles, pero no se da este comportamiento entre los primates, que es la familia a la que los seres humanos pertenecemos. 

Son contrastes que nos hacen dudar del estigma frecuentemente usado para explicar o justificar (= mentira elegante) los comportamientos anti-sociales... "homo hominis, lupus" (porque ¿dónde quedan Rómulo y Reno, y... los niños-lobo..?) ¿No sería más realista decir "homo hominis, simius"?


La segregación entre seres humanos, en cualquier forma que ésta se exprese ( étnica, racial, cultural, social,  asociativa, política, jurídica, biológico-orgánica, económica, laboral, civil, religiosa) sólo atestigua que los individuos que así actúan afirman su animalidad-humana = incapacidad para ser personas-humanas entre y para personas-humanas...y los argumentos en que se fundamentan estas conductas (la competitividad de la neo-cultura, p.e.) derivan de ideologías fundamentalistas social, política y/o democráticas.  Una vez más se confirma que lo jurídico y las decisiones democráticas no nos aseguran la verdad ni la justicia.


Considero que 3 son los principales orígenes de este mal que tipifico de endémico porque la historia  de la humanidad (¿magistra vitae?) es un conjunto de capítulos escritos en la clave de la segregación y opresión para con los débiles.

1- La apetencia de poder, con tres ramificaciones: poder económico... poder político civil y religioso y...poder militar.  Los tres originan la SOBERBIA DE LOS PUEBLOS Y LA SOBERBIA DE LOS INDIVIDUOS y la historia atestigua que tarde o temprano, ambos grupos, acaban siendo humillados... por los oprimidos, pero no curado el mal endémico.
2- El complejo de inferioridad que usa como mecanismo de sublimación la OSTENTACION DE LA FUERZA física, psicológica, moral, ética y hasta espiritual que son formas subliminales  de la soberbia para sojuzgar a las personas con debilidad espiritual, psico-orgánica u orgánica. Este principio de segregación es más difícil de superar porque es más fácil de encubrir y racionalizar.
3- Las culturas de "castas" que tienen su raíz en un conjunto de prejuicios social-arcaicos que interactúan con los complejos de inferioridad y que intentan negar la igualdad de la vida y la igualdad ante la muerte (los dos extremos de la única realidad temporal: la existencia)
Este tercer origen se atenúa con el transcurrir del tiempo y la mezcla cultural -hoy favorecida por la facilidad de las comunicaciones- pero se refuerza en interacción con la apetencia de poder, con la generación de nuevas formas de soberbia  derivadas de las tecnologías cibernéticas y con la re-generación de las antiguas que no se curan.  

Con lo antedicho es más fácil entender, porqué considero este mal como endémico de la especie humana y las manifestaciones de estas tres fuentes del origen de este mal las encontramos en todas las culturas, en todas las clases socio-económicas y en todas modalidades de asociación civiles o religiosas.
Para corroborar lo que afirmo, recuerdo al respecto, lo que en entrevista televisiva afirmaba un "experto politólogo" cuando le preguntaron sobre cual de los partidos políticos era el más corrupto: "el que está de turno en el gobierno", afirmó. Porque aunque las ideologías políticas, sin excepción, afirman estar al servicio del desarrollo de las personas y de los pueblos, en la praxis política sólo se confirma la cultura de castas (políticas) y la soberbia del poder. (permítanme remitirles a los post sobre política)

¿Se puede enfrentar, exitosamente, un mal endémico? SÍ tanto si es biológico como si es social o espiritual... pero sólo para controlarlo defendiéndonos de él y aprovechando el potencial positivo que nos ofrece, porque vencerlo y eliminarlo NO será posible: forma parte de nuestra constitución. Lo endémico no acaba nunca, se renueva y muta. Lo antedicho de los 3 orígenes de este mal y como, entre sí, interactúan explica lo que aquí afirmo.
La discriminación es un mal que nos intenta reducir -una y otra vez- a la condición de sub-humanos (sólo antropoides intelectualmente muy desarrollados) y a la que sólo podremos superar por la vía del espíritu (recordemos no reducir el orden espiritual a lo religioso) en permanente y renovada vigilancia porque sólo así superaremos nuestra humanidad con nuestro ser personas, entre y para las personas.

Dos son los mecanismo (preventivo y curativo)  para lograr esta superación, con los que hemos de afrontar esta durísima realidad para bien nuestro y de nuestros hijos.
1. Preventivamente mediante la educación a 3 niveles:  - En la "educación formal" exigiendo a las instituciones educativas y practicando en el seno familiar, el "ejercicio de liderazgo" -alternativo- de todos y cada uno de los miembros del grupo (escolar y/o familiar) para la resolución de los problemas de aprendizajes teóricos y de la vida social y práctica, y de la "evaluación mancomunada" de los resultados, para estimular la seguridad personal y la afirmación exitosa de cada persona.  La mayor parte de los problemas psicológicos derivados de la segregación se controlan preventiva y curativamente cuando las personas (niños o adultos) experimentan éxito en algo que hacen y con lo que pueden aportar al grupo o independizarse de él si continuaran siendo objeto del poder irracional y segregacional de algún individuo o "grupo social-depredador" tanto psíquico como físico. (Les remito a la contestación hecha al primer comentario del último post)
- En la "educación axiológica" a nivel político, familiar o societario propiciando el desarrollo del  silencio creativo, la fruición de la soledad y (directa o indirectamente) el ejercicio del juicio crítico social y políticamente comprometido.  Esto equivale a subvalorar la competitividad (sin negar lo que nos puede aportar en las dimensiones comercial, tecnológica y científica) a favor de la trascendencia y, por lo mismo a preconizar el valor de la VERDAD (donde ésta se encuentre) aceptando SER DIFERENTES, porque sólo por la trascendencia se puede superar ser simples seres humanos.  
- En la "educación defensiva", porque hemos de saber soslayar y/o superar la casi siempre real fuerza agresiva de los grupos de poder, que nuestra dialogante denomina "populares" y hay dos formas eficientes de lograrlo con los niños y adolescentes (extensible también para los adultos):
-desarrollar alguna forma de creatividad con la que se pueda llegar a tener éxito social, porque esta actividad generará las endorfinas y la dopamina que les harán sentir bien y seguros de sí mismos, sin necesidad de ser "gregarios" al servicio de los "populares" y con ello dejar de sentirse "pringaos"-
-cultivar alguna de las formas de artes marciales para, con ellas, poder defenderse y superar, incluso, la fuerza de los que se creen poderosos.  Este aspecto de la formación les ayudará a sentirse prudentemente seguros ante la agresión social y estables emocionalmente.

2. Curativamente mediante el cultivo y uso de 3 procedimientos:
- Por la participación activa en grupos socio-terapéuticos de "segregados socialmente".  Les permitirán tener conciencia de acogida por un grupo humano diferente a los grupos "populares de poder" a la vez que con tanto o mayor fuerza social que ellos y donde pueden ser valorados por lo que son, lo que crean y por lo que creen; Estos 3 factores: valoración, creatividad y creencia son lo que constituye nuestra identidad.
Pero no sirven a este respecto los grupos sociales espontáneos pues fácilmente aparecerán en ellos los mismos vicios de los que se quiere huir.
- Por la ejercitación sistemática de la denuncia de todo abuso de que sean objeto,  cuando sean tildados de "pringaos", con el respaldo crítico y objetivo de algún adulto -bien formado- para que aprendan a encauzar las denuncias en el ámbito social,  político o jurídico, según sea pertinente.  De esta manera se lograran dos objetivos plena o parcialmente pero siempre con un grado de éxito creciente: a) perder el miedo a los opresores y b) trasladar a éstos la inseguridad como mensaje correctivo.
- Por la incentivación del éxito social-colectivo para el que sí es válido el criterio de competitividad y con el que, en razón de la colectividad, se mitiga o evita el riesgo de transformarse en un nuevo grupo de "populares con poder". 
No hemos de olvidar lo dicho al inicio de nuestra conversación sobre el carácter endémico de este mal, frente al cual todos hemos de estar en alerta, pues es fácil transmutar de un grupo social a otro.
 
Soy consciente de lo difícil y gravoso que puede ser realizar el cometido que les propongo, a los padres, para ayudar a sus hijos a superar la discriminación de que pueden ser objeto, pero en  superar estas limitaciones  eficientemente, es donde estriba la grandiosidad de la paternidad educativa.

martes, 9 de agosto de 2016

LA IDEOLOGÍA DE GÉNERO, EN LAS NUEVAS FORMAS DE FAMILIA

Este post está motivado por las sugerencias de 3 dialogantes.  Los tres concuerdan en la dificultad que ofrece el lenguaje que he usado en el post anterior, lo que ya no tiene remedio; a uno de ellos he intentado aportar ideas prácticas para ser usadas en el trabajo docente porque así me lo pidió y pueden ser leídas en la parte de "comentarios", y otro dialogante me sugirió el título del presente post, a través Facebook. 

La vida familiar en las modalidades, "socialmente nuevas" y la "familia natural" (así llamada  por consignas religiosas que intencionalmente ignoran los análisis biológico, e histórico-antropológico de las mismas)  es tan antigua como la humanidad y, ambas formas de familia, están llamadas a facilitar la vivencia de la sexualidad poniendo el énfasis en el valor de las personas que las constituyen y no en los condicionamientos de la moral-social.  La persona humana  por ser "teantrópica" abierta al infinito con fundamento  biológico y fenomenológico, está por encima de todo orden moral y legal y por eso está llamada a "no actuar moralmente" porque la guía de su actuar no ha de ser la norma, la ley o la costumbre, sino la ÉTICA y la VERDAD que no podrá nacer de nuestro capricho ni de ningún "cerebro iluminado". (les remito al primer post sobre Nuevas Formas de Familia)

Si en el post anterior, para superar las limitaciones de los métodos fenomenológicos "dialéctico y pendular" que intentan definir el género de las personas, propuse el "método identitático-constitutivo" que define a la personas como "ser teantrópico abierto al infinito", que yo aprendí de la definición de persona que nos ofrece Jesucristo (según el evangelio)  no es porque considere que sólo desde los conceptos "cristiano-judaicos" se pueda ser persona y familia (pues explícitamente lo dije) sino porque creo en su valor universal y por eso (como en el primer post sobre Nuevas Formas de Familia) afirmo que...

Si los padres (cualesquiera que ellos sean) educan a sus hijos es decir, les enseñan a salir de sí mismos, (que eso quiere decir educar) para BUSCAR LA VERDAD, CON LOS DEMÁS, les habrán ayudado a dar el salto de ser "seres humanos" para ser "personas", esto es, para ser seres libres por el espíritu.   Para lograr esto, todas las formas de familia tienen los mismos retos que superar.

Para mayor profundización en este tema, les remito al primer post sobre Nuevas Formas de Familia y a los numerales 75, 77, 78 y 79 de la exhortación apostólica "Amoris Laetitia", del Papa Francisco, quien corrobora lo antedicho (que podemos leer por internet).  Bien es cierto que explícitamente lo que dice se refiere a la "familia natural" por condicionamiento eclesial,  pero deja abierta con la misma explicitud la posibilidad de ser leídos estos textos en clave de las "familias socialmente nuevas" y es que la palabra, una vez escrita, adquiere vida propia... la vida del Espíritu quien ilumina el devenir de la historia para ser leída en clave teantrópica  (Dios en nosotros, con nosotros) y deitática (partícipes de la divinidad).

El Tribunal de Derechos Humanos de la Comunidad Europea ha dictado sentencia sobre el tema de género: “No existe el derecho al matrimonio homosexual”
"Los 47 jueces, de los 47 países del Consejo de Europa, que integran el pleno del Tribunal de Estrasburgo (para algunos, el tribunal de Derechos Humanos más importante del mundo), ha dictado, al respecto una sentencia de enorme relevancia". Así se publicita por quienes defienden que la llamada "familia natural" debe ser la única forma de familia reconocida socialmente.
 

Me permito expresar tres ideas a título de sugerencias para reflexión  y diálogo respecto de esta sentencia.
1- "No existe el derecho al matrimonio homosexual” y por lo mismo tampoco obligatoriedad de los Estados de la UE, al respecto. Es un higo que se cae de maduro = no hay antecedentes jurídicos pactados en la UE a tal efecto... pero tampoco los hay para que los Estados no puedan obrar con jurisprudencia válida a favor del matrimonio  homosexual.
2- "Matrimonio natural" (como denominan al matrimonio heterosexual) o... ¿judaico-cristiano? porque ¿Dónde queda la jurisprudencia respecto del "matrimonio natural entre hermanos de mismos padres, hermanos de padres adoptivos... etc."? porque todos estos enlaces son "naturales" (pues se dan entre un hombre y una mujer) y lo han sido a lo largo de la historia de la humanidad.
3- Aceptando que la palabra matrimonio, por su etimología no se adecua del todo bien a las uniones jurídicas entre miembros del mismo sexo gonádico (permítanme recordar que no es el único ni el más importante de los sexos existentes ente los seres humanos) y como quienes más usamos estos términos somos cristianos creo que, los que así nos confesamos, deberíamos ser fieles al evangelio que nos manda "no hacer acepción (segregación, rechazo) de personas humanas" porque nuestro Padre Celeste, no lo hace.

Un añadido final; creo que todas las iglesias cristianas pero,  especialmente la Jerarquía- Católica, (que no la Iglesia Católica en su universalidad) en el momento actual adolece, impenitente, de dos pecados sociales: misogínea y homofobia-práctica.
Me parece que los cristianos y, especialmente los católicos, tenemos el deber de revertir esta realidad porque todos, juntos, somos la Iglesia de Cristo y tanto sus grandezas de santidad y heroísmo como sus torpezas de pecados sociales, nos son propias. 
Será una forma eficiente de PENITENCIA ECLESIAL.
 

 

 



lunes, 1 de agosto de 2016

IDEOLOGÍA DE GÉNERO – VISIÓN CRÍTICA...PARA LA EDUCACIÓN DE NUESTRA SEXUALIDAD

Este post responde a las preguntas formuladas por 2 dialogantes, en el post anterior.  Intento ser rigurosamente académico porque me parece que así lo exigen los dialogantes aludidos y puede considerarse "complementario" de la serie de post anteriores "EL AMOR ESTÁ HERIDO DE MUERTE POR LAS FALSAS VERDADES".

Hoy parece imposible hablar de sexualidad sin hacer referencia a la libertad de opción, a  la libertad para elegir el modo o la moda por los que el individuo quiera expresarse, socialmente, como hombre o como mujer sin más restricción que la auto-conceptualización. A esto es a lo que se denomina: identidad de género o identidad sexual y educarnos en ello es válido, desde las dimensiones sexual y genital, si se considera al individuo como simple ser humano.  Pero muy distinto es educarnos para la identidad como personas; ésta es la tarea de la educación de nuestra sexualidad que, asumiendo las dimensiones sexual y genital, las supera y eleva su dignidad.  


En sí mismo el concepto de género, aplicado a los seres humanos y, más aún, a las personas humanas, es un ente de razón.  No existe el género como ente; es un constructo mental de identificación.  Lo que existente es el ser humano, con complejidad genética y cromosómica en complementariedad permanente y la persona humana evolutiva en sus formas internas de actuar  (para consigo mismos) y externas (para con las estructuras sociales, constantemente cambiantes, de que forman parte).  Lo dicho implica asumir la diferencia ontológica entre ser, ser-humano y ser persona humana.

ACEPCIONES DEL CONCEPTO:          
Gramatical: busca la identificación de sujetos activos y pasivos del verbo que se use.
Sexual: pretende identificar y tipificar a las personas humanas por las diferencias de los sexos: "genéticos, gonádicos, de asignación, social y de opción".
Social: identifica a las personas por la asignación de roles para los que las organizaciones sociales (laicales y religiosas)  las pre-determinan.
Política: expresa  la búsqueda de posicionamiento de poderes en los grupos asociados y en los partidos políticos. 

ABORDAJE METODOLÓGICO-CIENTÍFICO DEL ANÁLISIS DEL CONCEPTO:
Método (metha – podos) =  "más allá del camino, más allá de nuestros pies"  es un instrumento que nos permite llegar más allá de ... lo social o antropológicamente observable en nuestro momento histórico, actual.
Los métodos no tienen fin en sí mismos sino que son modos plausibles para alcanzar el conocimiento teórico o pragmático de algo.  En el tema que nos ocupa, son los instrumentos por los que pretendemos alcanzar mayor y mejor conocimiento de la persona humana, dada su complejidad.
 
Se distinguen 2 modos metodológicos para abordar el tema de "género": los modos fenomenológicos y el modo identitático-constitutivo
 
Métodos Fenomenológicos, Eficientistas:
 
Dialéctico: la contraposición entre tesis y antítesis hasta la indefinición (no hasta el infinito) ha conducido a los seres humanos en sus manifestaciones de mujeres y hombres, en la historia  del desarrollo economicistas hasta las contraposiciones antisociales (trastornos psicopatológicos) de pugna, dominación y guerra. A esto conduce el comportarnos, solamente, como seres humanos. 

Pendular: la alternancia no-isocrónica  define, por opuestos, a mujeres y hombres, a través de la belleza (euritmia), a través de la compensación de valores atributivos (eurítmicos) y a través de luchas de poder social desde la euritmia. Es un método antropologista y sociologista basado en la fenomenología de la alternancia y la competitividad de impacto social, que la belleza y la estética condicionan por convencionalismos.  Así, a lo largo de las historias étnicas y sociales hemos aprendido a ser mujeres y hombres en sociedad, de modos diferentes, marcados por los mecanismos de poder (según la moda de turno). Nos encontramos con la identidad humana que conduce, casi inexorablemente, a la anulación de la persona porque lo que cuenta es el criterio de "belleza" aceptada social o individualmente. 

Biológico: busca identificar los roles sociales de mujeres y hombres por la complementariedad eugenésica (lo que las ciencias experimentales descubren) del ADN, con carácter temporal pero abierto a lo indefinido, respetuoso del ser complementado (en lo individual),  complementario (en lo social) y dinamizador de la totalidad del ser biológico del individuo.  Tiene impacto, casi exclusivo, en los entes socio-científicos y raramente es consultado por los organismos sociales (laicales o religiosos) salvo para usarlo, (interesadamente) como mecanismo de apoyo de los métodos dialéctico y pendular que utilizan los dos estamentos sociales.

En el plano individual, las personas nos hacemos eco de uno u otro método en función del propio carácter, del cálculo de costo-beneficio y de la moda intelectual a que obedecemos, mentalmente, y EN ELLOS BUSCAMOS ANCLAR  LA IDENTIDAD  DE GÉNERO SIN IMPORTARNOS LA VERDAD DE NUESTRO SER DE PERSONAS HUMANAS



El método biológico, siendo el más próximo a la búsqueda de la verdad del hombre y mujer – mujer y hombre, como el ser humano se expresa desde la temporalidad, no logra vencer la resistencia pragmática de los otros dos métodos y sus hallazgos son utilizados para fines que no buscan la verdad de ser personas ente personas y para las personas.

ALTERNATIVA: El .Método Identitático-Constitutivo:

En razón de las consecuencias (expresiones sicopáticas) a que históricamente nos han conducido uno y otro métodos, es lícito plantearnos la parcialidad de la bondad de los mismos y, en consecuencia, propugnar uno nuevo.  Postulo, para tal fin, el método identitático-constitutivo.

El ser humano en sus diversas manifestaciones morfogenéticas no es hombre o mujer, ni la complementariedad temporal-histórica, ni eugenésica; es la expresión "teantrópica" abierta al infinito (por ser temporal) que lo constituye. Y por esto, el ser humano tiene potencia de ser persona.

El fundamento de la "identidad teantrópica constitutiva" es biológico y fenomenológico. En efecto, es clara la conciencia biológica-emocional, en los adultos, de la necesidad de perdurar hasta “rayar el infinito”.  En razón de ella se experimenta, de diversas maneras, la urgencia de la parentalidad biológica que se expresa popularmente como deseo de perpetuar el apellido. Si esta necesidad (universal, fenomenológicamente hablando) se expresa en la conciencia e inteligencia emocional adulta (no racional ni aprendida-culturalmente, sino universal) es porque existe y se nos es dada, desde el principio biótico.  Negar este supuesto sería (implícita e indirectamente) afirmar el principio de la generación espontánea, negado por la ciencia.

La conciencia de la necesidad de “indefinitud” abierta (matemáticamente hablando) al infinito, define al ser humano como teantrópico  (teos-dios y antropo-persona, "Dios en nosotros con nosotros"). La persona humana tiene por identidad la presencia de Dios, que lo constituye: “esta es su personeidad”; la fenomenología morfo-genética, socio-funcional y eurítmica son epifenómenos (variantes de alrededor) que deberán ser regulados, por el actuar crítico individual y colectivo, para que no opaquen a la deitática presencia constitutiva de su ser. Respetado este principio... libertad.

La categoría de pensamiento, “dios constituyente de la personeidad humana”, puede tener diversidad de acepciones y contenidos doctrinarios, pero no puede ser negada sin caer en el absurdo de la generación espontánea.

La lectura teantrópica de género que Cristo (según los evangelios) nos ha hecho de la persona humana (sin ser el único), queda resuelta así:entonces, ustedes se darán cuenta de que yo estoy en mi Padre y ustedes están en Mi y Yo en ustedes”(Jn. 14, 20) y es el Espíritu Santo quien nos lo enseñará “el Defensor, el Espíritu Santo, que el Padre va a enviarles en Mi nombre, les enseñará todas las cosas y les recordará todo lo que Yo les he dicho” (Jn. 14, 26) = (Tarea de búsqueda personal y colectiva)

Desde la praxis vivencial de este método se rompe la patología psico-social (agresividad, dominación, guerras), en la búsqueda de la verdad del ser humano-mujer y del ser humano-hombre, a que nos conducen (por parciales) los otros tres métodos de análisis de la problemática de género y se consolida la "persona humana-mujer" y la "persona humana-hombre" 
 
 

miércoles, 6 de julio de 2016

LA ANSIEDAD,TIENE DOS CARAS; SI NO LA CONTROLAMOS, NOS DESTRUIRÁ

Este post es la respuesta dada a "una persona dialogante" que me pregunta y creo puede servirnos a todos, para enriquecernos mutuamente, desde el diálogo.  Los siguientes párrafos son el texto modificado, exprofeso:

"Estoy  sensible ultimamente, sabemos que siempre hay gente que no hace las cosas de buena gana o que es egoísta,  es muy mala onda  y ya sé que son así pero me afecta. Me genera un sentimiento como de angustia / nerviosismo / mal humor que no logro controlar. ¿Alguna sugerencia?
El segundo tema es que en los ultimos 3-4 dias he estado sintiendo mucha angustia, por momentos incluso se me va el aire. Estoy muy emocionada porque estoy preparando un viaje, con mi pareja,  para celebrar el
fin exitoso de la etapa de estudios de post-grado, de ambos, pero me genera estrés y no me parece que justifique ese sentimiento de angusta que he estado sintiendo. Como un vacío."


Los cuestionamientos de nuestra dialogante se encuadran en una personalidad ansiógena. La ansiedad tiene dos caras: SER IMPULSADORA DEL ÉXITO (que el texto muestra entre-líneas) y SER BLOQUEADORA Y HASTA DESTRUCTORA DEL ÉXITO ALCANZADO (que nuestra dialogante vivencia).
Hay que aprender a vivir con ella de manera positiva, con tiempos de activación y con tiempos de inhibición. En estos dos términos les ofrezco las respuestas dadas.

Primero... lo PRIMERO = aprender a disfrutar TODO LO BUENO QUE TENEMOS, que nos hemos ganado a pulso y que no ha dependido de los demás...(por lo menos no como variables independientes)TÉRMINO DE ESTUDIOS, exitosos Y RELACIÓN TOP CON TU PAREJA, tener vida saludable etc. . Señalo esto porque los tres verbos clave que deben definir nuestro comportamiento-social de adultos (Aprender; Sentir; Actuar) los hemos de ejercitar para con lo más próximo (que somos nosotros mismos) y, para con los más lejanos (los y lo que nos rodea)  Si olvidamos esto perderemos el "combustible más importante para poder trasladarnos en la vida" porque la ansiedad hará presa de nosotros: debemos darnos tiempos para disfrutar, preocuparnos y ocuparnos de lo que nos pueda incomodar sencillamente porque estamos vivos.

Y ahora las respuestas solicitadas:
Del primer caso: "la ansiedad y desasosiego que nos produce la INCONTINENCIA de los que nos rodean" (creo que esta puede ser la definición de lo que trasmite la descripción de los comportamientos ajenos):
  • Aprender = discriminar entre los comportamientos ajenos (próximos o lejanos) de incontinencia y los comportamientos que con formas sub-culturales que aunque distintas a las nuestras, nos señalan "defectos culturales nuestros o las apetencias sobredimensionadas de ellos (por experiencias negativas tenidas con otros y que nos transfieren)".
  • Sentir = tomar conciencia de lo que nos corresponde y de lo que nos atribuyen y, así...
  • Actuar = ponernos y poner (a los otros) los puntos sobre las íes cuando sea pertinente y conveniente, es decir:  a) si son sus incontinencias... ni palotero caso porque sólo son histerias que las eliminaran si las ignoramos; b) si son sus transferencias... aclaración y puntualización precisa (no callar) y, c) si es señalamiento de nuestras limitaciones... "caballero, pedir las disculpas justas y necesarias, cambiar y pasar página.  

Del segundo caso: ansiedad por la NUEVA ETAPA ADULTA que nos espera y pérdida de la SEGURIDAD ADOLESCENTE propia de la actividad en dependencia-aplaudida... por el éxito.  No nos culpemos ni nos desasoseguemos por esto porque nos vamos a curar tan pronto empecemos a trabajar.  Nos curaremos cuando nos insertemos, nuevamente, en la vida ADULTA = PRODUCTIVA, con todas las dificultades de adaptación, acomodación y valoración de resultados que los que nos hagan quienes nos rodeen.
Analizado de otra manera = "es mejor lo malo conocido que lo bueno por conocer"; paradójico pero real y a eso corresponde el desasosiego que experimentamos.  En riguroso análisis clínico, sufrimos una histeria que hacemos con nosotros mismos.

¿Cuál es lo constante de lo que vivimos con estas 2 auto-denuncias?... LA ANSIEDAD por la valoración  de tu dimensión de persona y esto sí es importante de manejar.

Recordemos lo siguiente: como personas humanas, SOMOS = LO QUE CREEMOS, LO QUE CREAMOS y LO QUE NOS VALORAN. Los dos primeros indicadores de nuestro "ser personas" dependen de nosotros mismos (a eso hace referencia lo que te digo al principio de estas reflexiones) y sólo el tercer indicador está en función de los -demás- y a eso hace referencia lo que te señalo, como respuesta, en el "primer caso".

Para terminar... Bien por todo lo que nuestra dialogante ha previsto para tener éxito en los dos próximos meses de su viaje, pero... aún no  ha terminado lo presente; nos alerta para que no cometamos el error de seguir mirando (con ansiedad) lo futuro con descuido del presente: "cada cosa en su tiempo y los nabos en adviento"... le dirían los sabios de mi infancia y, aunque esté muy lejos de la realidad actual y del tiempo cibernético... SIGUEN TENIENDO RAZÓN. Es la forma de salir de la histeria auto-impuesta por la ansiedad: ambas se curarán con la inserción en la vida adulta... real-productiva-creativa y "-políticamente-comprometida-" (partidaria o no) 
 

jueves, 30 de junio de 2016

LOS SILENCIOS... CREATIVOS, FRUITIVOS Y ELOCUENTES

La reflexión que les comparto es mi respuesta a una sugerencia hecha por una persona dialogante-silenciosa.

Existen muchos tipos de silencios por igual positivos que negativos y hasta nefastos pero, como lo malo nos suele saltar a la cara hasta casi asfixiarnos con sus secuelas nauseabundas, me voy a fijar en los 3 adjetivos con que los he calificado para, de alguna manera, liberarnos de cuanto malo pueden tener los silencios  y lo voy a hacer a través de aportes gráficos, por la elocuencia que las imágenes añaden a los discursos.


Voy a esbozar  6 tópicos en el análisis de  los 3 tipos de silencios, para mutua reflexión y posterior diálogo: -La esencia de los  silencios; -Los silencios son expresión de sabiduría en las personas adultas; - Los silencios son el resultado de trabajo eficiente interno y externo; -Los silencios son métodos eficientes para conseguir objetivos sin herir a los demás; -Los silencios al servicio de la salud política (vs. patologías políticas = mentiras políticas); -El silencio místico, herramienta útil en la restauración de los 3 tipos de silencio.

La esencia de los silencios está en el mundo interior y su objetivo es la PAZ; la paz hay que crearla, para poderla disfrutar y así la paz hablará por sí misma y será elocuentemente convincente de su bondad.
Sin duda que el medio físico y social, que nos rodea,  influyen en nuestro estado de ánimo porque el silencio entra o es rechazado por medio de nuestros 6 sistemas sensoriales pero, educándolos a través del dominio de nuestra mente, recogiendo nuestra mente (dicen todos los ascetas de todas las concepciones filosóficas), en medio del mayor bullicio, nuestro espíritu y nuestra alma estarán en PAZ, hasta en circunstancias torturadoras.
¿Cómo se alcanza la paz silenciosa?  Con el control constante de la mente para programar los siguientes objetivos a lograr (a favor nuestro y de quienes nos rodean = honestidad) y diseñando las estrategias que, teóricamente, nos permitirán alcanzarlos; e.d. no dejando a la mente divagar, sino dominándola constantemente para, en todo momento, intentar lograr ser eficientemente honestos.
Se puede argumentar que con este método también se perpetran las mayores atrocidades... y es verdad pero eso no es crear paz silenciosa sino desarrollar todos los ruidos destructores. La clave para hacer de los silencios un instrumento de paz y no de perturbación es guiar nuestra mente por la honestidad.

Los silencios, en consecuencia, son la expresión de sabiduría de las personas adultas;  No podemos esperar que los niños tengan silencio en su mente ni en su actuar.  Sus mentes están ensimismadas (= centradas en sí mismas) y su acción es espontánea, sin filtro, sin honestidad porque el objetivo de sus vidas es uno sólo: cada uno de ellos, sólo ellos y por eso hacen ruido constantemente porque "el que no llora, no mama", solemos decir y si no es así algo malo les está sucediendo. El ruido es específico de las mentes infantiles ("infalere"- infante = el que no habla). Hermosa paradoja ¿verdad? No hablará, pero sabrá hacer ruido.

Por lo dichos, cuando los adolescentes y adultos tienen como razón de su actuar  "sólo el propio beneficio, la propia conveniencia, el propio juicio...  (= cero honestidad)"  se habrán reducido a niños sin dirección ni sentido y generarán ruido, disarmonía, violencia, destrucción de la PAZ.  No importa si el argumento para hacer disarmonías -sin control ni consenso- son celebraciones o reivincidaciones, etc. serán siempre expresiones des-honestas, expresiones infantiles (porque al parecer no tienen otra forma de hablar creativamente) y, prueba de ello es que, en tales circunstancias, rara vez dejan de producir daños al medio ambiente, a las escalas etológicas, a la salud social o a la convivencia = guerras.

 Los silencios son el resultado de trabajo eficiente, interno y exterior y su objetivo es la PRODUCTIVIDAD. El silencio por el silencio en sí mismo es un síndrome de varias patologías (en la inteligencia, en el lenguaje, de pereza mental, de deficiencias de aprendizaje, de psicoticidad, de depresión, de trastorno post-traumático y de un largo etc.) y la clave para distinguir la calidad del silencio es LA PRODUCTIVIDAD, vale decir, si del silencio se deriva, o no, beneficio para nosotros y para quienes nos rodean (= honestidad)

La productividad está condicionada por factores externos, sin duda, tanto como por la acción de nuestra inteligencia y de nuestra voluntad para guiarnos constantemente en nuestro pensar, en nuestro planificar y en nuestro ejecutar  por los objetivos que nos proponemos alcanzar guiados por la honestidad.  Cualquier otra forma de proceder en nuestro pensamiento, en nuestra planificación o en la ejecución... será ruido y perturbación del silencio productivo de PAZ.  Dicho de otra manera... con nosotros mismos y en la relación interpersonal (en nuestras familias, en la ejecución laboral, en los desplazamientos, etc.) nos hemos de educar para concentrarnos subjetivamente, de manera tal que siempre pensemos en qué debemos alcanzar que sea bueno, bello y veraz para nosotros y para los otros, porque de no lograrlo produciremos ruido en nuestra mente, violencia en el ánimo de los demás y estado de "violencia, guerra, destrucción y muertes físicas o mentales".

Sólo de esta manera... los silencios serán métodos eficientes para conseguir objetivos sin herir a los demás.
A estas alturas de nuestro discurso-dialogante es bastante claro que el silencio es mucho más que la carencia de ruidos registrables en decibelios porque si el silencio no está en nuestra mente para lograr ser eficientes en lo que nos proponemos alcanzar, con honestidad, solo produciremos ruidos, inclusive cuando pedimos que los demás no hagan bulla o cuando queremos calmar el ánimo de los demás y pronto será imposible no registrar decibelios irritantes, anunciadores de mayor confusión y conflicto.

¿ Quiero decir con esto que sin auto-dominio en la expresión de nuestro carácter  y sin el auto-control de nuestras emociones -aun en el caso de la mayor soledad- no tendremos silencio PRODUCTIVO DE PAZ ?  SÍ, "porque de nuestra boca salen los malos pensamientos, los homicidios, los adulterios,  los robos, los falsos testimonios y las injurias" (sentencia evangélica Mt 15) es decir todo lo que genera ruido y, con él, casi todas las formas de muerte.

Cuan importante son el método pedagógico de Montessori para enseñar a los niños el valor del silencio con los "rincones" de tareas y de silencio y los "centros de interés" de Decroly para desarrollar tareas por objetivos.  Las nuevas tecnologías de la electrónica al servicio del adiestramiento de "fortalezas y oportunidades" (competitividad) de los individuos y de los colectivos, son magníficos instrumentos para ese fin, pero exponen y condicionan las mentes de los niños (y de los adultos, también) a perder la visión del valor individual y del valor del silencio (silencio mental, silencio de apetencias, silencio de necesidades creadas) indispensable para no incurrir en las mismos síndromes psico-patológicos que mencioné líneas arriba pero con expresiones de obsesividad impulsivo-compulsiva.

El uso de las nuevas tecnologías de comunicación SÍ NOS FACILITAN  poner los silencios al servicio de la salud política (vs. patologías políticas = mentiras políticas)


El silencio guiado por la honestidad al servicio de la PAZ PRODUCTIVA, nos exigirá expresarnos para ser políticos activos y, consiguientemente, adultos comprometidos a favor de la verdad, la justicia y el amor en los ámbitos familiar, laboral, social (civil y religiosa) y ciudadana, porque en cada una de estas cuatro expresiones de nuestra vida nos manifestamos políticamente.


El silencio no tiene fin en sí mismo porque debe ser un instrumento al servicio de la consecución de objetivos honestos y frente a objetivo-s político-s el silencio ha de transformarse en elocuencia denunciadora y participativa por lo que podríamos definir al silencio como "la habilidad para hablar cuando sea necesario hacerlo y de no hablar -mental o verbalmente- cuando al hacerlo destruyamos la verdad, la justicia o el amor" nuestro o de los demás .


El silencio místico, herramienta útil en la restauración de los 3 tipos de silencio.
La persona humana es la resultante de lo que cree + lo que crea + lo que la valoran quienes conviven con ella y, esta tríada da origen a un sin fin de interrogantes, desasosiegos y conflictos que tienen como común denominador la duda existencial sobre... el misterio (dimensión mística) de ¿quién soy, quién quiero ser, quién puedo ser?

La solución a la duda existencial es sólo posible desde la vivencia mística como luz y referente de seguridad para que, lo que creemos, creamos y nos valoran se sostenga en pro de  LA PAZ CREATIVA, DE LA VERDAD FRUITIVA Y DE RAZONAMIENTOS ELOCUENTES.

Esto sólo será posible afirmando la FE en nuestro valor de personas humanas, entre personas humanas y para las personas humanas, y el precio de nuestra fe será el silencio místico ante el misterio del otro. 


La razón que justifica la necesidad de la FE es que no se puede ser persona humana -de manera saludable- sin vivencia mística (con o sin manifestación religiosa)





 





 



jueves, 23 de junio de 2016

EL RETO DE SER PERSONA HUMANA, ENTRE SÓLO SERES HUMANOS - 4

Definida la persona humana como “el ser que,  socialmente: vive, se expresa y trasciende, con consciencia libre, actuar honesto y transcender místico”, ¿Cómo se constituyen estas tres variables?

Los 3 componentes del Trascender Místico:

La vivencia mística = mistérica en nuestro ser, expresarnos y actuar… es dimensión constitutiva de nuestro ser como personas, pero se nos da “como potencia de ser” porque no siendo necesaria para la existencia biológica y tampoco para la vivencia social es la manera por la que podemos superar, perfeccionar y trascender la existencia biológica y la existencia social.
La vivencia mística puede alcanzarse en 3 grados o niveles: suficiente, elevado y eminente, pero sin ella, en alguno de estos niveles, no es posible la Consciencia Libre ni el Actuar Honesto en plenitud y así no podremos vivir como persona entre personas.
 
Debe, en consecuencia, educarse, desarrollarse y reorientarse constantemente durante la vida y precisamos, para ello, de la vivencia de 3 verbos-(acciones): Admirar… estéticamente; Expresarnos… bellamente y, Gozar… misteriosamente de toda expresión de libertad y de todo actuar recto.

Todo cuanto nos rodea y todos los que nos rodean tienen dimensiones dignas de ser admiradas y, por ende, de ser disfrutadas.  Cuando los acontecimientos y personas nos facilitan la vida es fácil percatarnos de su valor, pero si se trata de acontecimientos o personas que nos lo dificultan se nos hace penoso admirarlas y más aún disfrutarlas.
Esta situación, espontáneamente, nos cuesta aceptarla y, sin embargo la historia nos muestra que, ante los cataclismos más duros de la naturaleza y las desgracias inhumanas más execrables ocasionadas por individuos humanos, ha habido quienes se han constituido en íconos de la restauración de tales situaciones y quienes han expresado poesía y música de la más elevada calidad para que tales limitaciones históricas no se pierdan entre las páginas del tiempo.
Estas personas nos enseñan que la admiración estética es siempre posible pero demanda de nosotros virtud = esfuerzo para hacer el bien, siempre, y devolver bien por mal a todas las expresiones de la naturaleza cósmica, biológica, social e histórica. Y así, la ley del Talión será superada, por la ley del amor fruitivo de personas libres y honestas, porque con el "ojo por ojo" pronto quedaremos, todos... tuertos

Cuando lo anteriormente expresado es un hábito que acompaña la consecución de los objetivos que apetecemos en nuestras vidas… saldrán de nuestros labios las palabras guiadas por la belleza inherente a la  honestidad; de nuestra voluntad las acciones guiadas por la consecución de la verdad subjetiva y con la admiración de la verdad del diferente porque admiraremos su belleza y, de nuestra facultad de unión entre humanos, surgirá la tolerancia ante lo dispar, que casi siempre es relativo o intrascendente.

El segundo verbo de la trascendencia mística “expresarnos bellamente lo ejercitamos espontánea y fruitivamente cuando nos enamoramos, y con ello se pone de manifiesto la dimensión potencial de vivencia mística en nuestro tejido emocional; es la base que nos permite afirmar, como real, que manifestarnos con belleza-s en lo cognitivo-racional y en los relacional-volitivo  es posible en todas las vicisitudes positivas o traumáticas.
Para que lo dicho sea real necesitamos educarnos y educar en la experiencia del éxtasis ante lo bueno, lo bello y lo verdadero de todo cuanto nos rodea. 
Este proceso educativo nos inmunizará contra la “displasia paranoide” (crecimiento anormal de la sensación de riesgo) y contra la obsesividad-compulsivo-posesiva de la competitividad,  inhumana, tan de moda en el lenguaje y en la praxis de las pedagogías del siglo XXI, como igualmente aniquiladora de la visión trascendente de cuanto pensamos y hacemos.

Y, por último, el tercer verbo de la trascendencia mística, “gozar de toda expresión de libertad y actuar recto” nos predispondrá intelectualmente para mantenernos libres de prejuicios, al mismo tiempo que críticamente activos para discernir -personal y comunitariamente-  los contenidos de verdad, bondad y belleza de toda información, que habrá de llevarnos siempre a expresar nuestra criticidad-adulta con la ejercitación de los 3 verbos que la crítica adulta engloba: -denunciar, anunciar y comprometernos- para alcanzar los objetivos que buscamos en beneficio propio por igual que en beneficio de los demás.

Esto nos exige educarnos y educar en la valoración de los aportes de los demás, de las expresiones de los diferentes y del pensamiento de los otros; nos exige abandonar los espacios de seguridad adquiridos y disponer nuestra mente y nuestra voluntad para acoger lo que de bueno y recto tengan los otros y para aportar a los demás lo que con rectitud hemos construido.
Este proceso educativo tiene dos condicionantes fundamentales: la aceptación inevitable de la soledad-creativa en nuestras vidas y, el aprendizaje del silencio físico y emocional que nos permitirá desarrollar la virtud = fuerza… de la esperanza, del saber aceptar los límites y de esperar a los demás.  De otra manera nos esclavizarán nuestras apetencias posesivas y nunca seremos libres = nunca seremos personas humanas.

La razón de ser de estas necesidades estriba en 2 dimensiones ineludibles de nuestro existir: - la dependencia social y - la contingencia temporal de todo lo que nos rodea. 

Las prisas, se suele decir, no suelen ser buenas consejeras pero, esto, difícilmente se acepta hoy, porque las nuevas tecnologías nos empujan a apetecer todo, ya, porque todo es efímero.




Razón de más para poder afirmar que SIN VIDA MÍSTICA, EN EL SIGLO XXI, NO SE PUEDE SER PERSONA HUMANA, sólo alcanzaremos a ser seres humanos.

EL RETO DE SER PERSONA HUMANA, ENTRE SÓLO SERES HUMANOS - 3

Definida la persona humana como “el ser que,  socialmente: vive, se expresa y trasciende, con consciencia libre, actuar honesto y transcender místico”, ¿Cómo se constituyen estas tres variables?

Los 3 componentes del Actuar Honesto:  Anteriormente he definido el concepto de honestidad con sus dos dimensiones (ética y mística) que es mayor y más perfecta que la veracidad: “ser eficientes en el logro de los objetivos que por igual nos beneficien a nosotros como a quienes nos rodean”.

Actuar honestamente es acción dinámica… participativa y, consiguientemente, social, comunitaria y abierta a la crítica de la metodología científica de la que no debemos olvidar el criterio de falsabilidad = perfectibilidad, que el método científico tiene. 
El actuar honesto de la persona ha de ser siempre cambiante hacia la verdad, bondad y belleza. De cualquier otro modo no habrá honestidad y con ello se negará, en forma real, la personeidad humana en el actuar para afirmar al ser humano = máximo depredador.

Para ser honestos-as precisamos de la vivencia de 3 verbos-(acciones): Respetar… las naturalezas; Usufructuar… equitativamente los bienes; Ejercitar la creatividad… veraz y místicamente.
Como en el caso de la Consciencia Libre, la ejercitación de las 3 acciones exige autocontrol que deberemos aprender educativamente… mediante la perseverante y libre-aprehensión de estrategias de auto-registro de nuestro  actuar, que abarque la acción de cada uno de los 3 verbos; y “si esto no lo aprendió Juanito-a, tendrá que aprenderlo Juanote-a”.

 Si estamos hablando de una acción mancomunada para la fruición mancomunada habremos de comenzar por respetar todas las formas que la-s naturaleza-s… cósmica, ecológica, etológica, étnica y socio-política-religiosa… nos condiciona a tomar en cuenta porque somos “un individuo más” en todas estas formas de naturaleza y no dueños de todo.  De este respeto habrán de derivarse 2 acciones: - la creatividad transformadora de todas ellas para el beneficio común, - y paciente, tanto como dinámica, espera, para que quienes forman parte de esas naturalezas validen positivamente nuestro aporte creativo. 

De cualquier otro modo seremos opresores de la verdad y de la libertad de los demás y nunca alcanzaremos a ser honestos.  Claro y lamentable  ejemplo de esta falta de honestidad son todas la guerras armamentísticas, socio-económico-políticas (por igual civiles que religiosas) y familiares.  Todas ellas destruyen las naturalezas porque lo que primero matamos es la verdad, sin la cual no podemos hablar de honestidad.

Ahora bien, la fruición mancomunada de nuestro actuar no pude pretenderse que sea cuantitativamente igual, porque en ninguna de las naturalezas se expresa la igualdad cuantitativa.  La fruición, pues, debiendo llegar a todos habrá de ser equitativa y proporcional a la participación activa de cada uno de los integrantes de la acción creativa-ejecutora. 

Esto sólo puede llevarse a cabo, de manera saludable, asumiendo la autoridad colegiada de cuantos han participado de la creatividad-ejecutora de los bienes, como el elemento dirimente de la proporcionalidad en la acción y en el usufructo de los mismos; la autoridad jerárquica sólo deberá actuar como elemento dirimente en caso excepcional, de controversia irreversible entre los protagonistas defensores de las naturalezas y, en tal caso, por sólo el tiempo pactado por la autoridad colegiada para probar la bondad del reparto fruitivo.

Resulta evidente, porque estamos condicionados por la evolución neurológica, que la variable fruitiva despierta, en todas las naturalezas, la apetencia posesiva. Solamente la educación podrá hacer de ella una fuerza = virtud constructiva, cuyo precio a pagar para poseerla, es siempre, la capacidad de esperar, silenciar, y posponer nuestras apetencias a favor de los otros individuos, en la medida en que estos acepten el criterio…“no sin mí”

A estas alturas del análisis de la honestidad como la segunda variable de la personeidad humana, no se nos oculta que por su complejidad, que supera toda manifestación de espontaneidad, sólo será posible asumirla mediante la creatividad veraz y mística.
- Creatividad veraz porque, si no, las apetencias de fruició que son del todo legítimas por condicionamiento neurológico y por la valoración de nuestro actuar intelectivo-intencional-social, despertarán en nosotros el miedo a ser objeto de desvalorización o de exclusión en la participación de los bienes y, se desencadenarán reactivamente 2 conductas mentirosas: - retacear nuestra acción creativa, comparándonos con la que aportan los demás y - sobrevalorar el resultado de nuestro aporte creativo para tener mayor participación en el reparto proporcional.
- Creatividad mística porque sin visión trascendente de las distintas naturalezas, incluyendo la nuestra, nos veremos impulsados hacia una actitud competitiva- paranoide de posesión, porque sólo existirá lo temporal en nuestras mentes donde la verdad y la vida sólo tendrán valor de oportunidad.


Sin creatividad veraz y mística estaremos privados de libertad y sólo obedeceremos al seudo-instinto posesivo al servicio de sobrevivir a cualquier precio = al precio de las debilidades de los demás.

Translate